10 islas del Sudeste Asiático a las que volvería sin pensarlo. Parte 2/2 

Última actualización 19 Feb, 2024 | Publicado el 19 Feb, 2024 | 0 Comentarios

De las miles de islas en el Sudeste Asiático, yo tengo mi lista particular, son esos rincones donde me he sentido como en casa, donde volvería una y mil veces y donde podría pasar una buena temporada. Hay algo mágico en las islas y estas son algunas de las que robaron mi corazón. Si quieres leer la primera parte, clica aquí. 

Camiguín (Filipinas)

Filipinas es un país con tantas islas como puedas imaginar. Camiguín es una de mis preferidas y es que esta isla volcánica donde el verde lo invade todo, está todavía bastante lejos del radar turístico, y esto la convierte en una joya por descubrir. 

Fue la segunda parada, después de Manila, de un viaje de 6 meses con Mike, mi pareja, y nos arrepentimos de no haber pasado más días en la isla. El aterrizaje fue épico, parecía que estábamos aterrizando en Hawái, y es que las vistas de Camiguín desde el aire, con sus montañas verdes y sus volcanes, son inolvidables.  

Nos alojamos en un sencillo hotel en Mambajao, la capital, y alquilamos una moto para recorrer la isla. Hay una carretera que bordea toda la costa y luego también carreteras menores que se adentran en el interior.  

La isla ofrece playas de arena negra, volcanes, montañas de más de 1600 metros de altura, arrozales, miles de palmeras, cascadas, piscinas naturales y pequeñas aldeas con una gente amabilísima que hace que quieras quedarte una buena temporada.  

islas sudeste asiatico

Algunos de los lugares que recomiendo ver son: 

  • La cascada Katibawasan, de 70 metros de altura. 
  • El Sunken cemetery, un buen lugar para practicar snorkel y buceo, y también donde presenciar los mejores atardeceres de la isla.  
  • El Camino al antiguo volcán y estaciones de la cruz: un sendero que asciende hasta un buen punto panorámico mientras hay representaciones del vía crucis a lo largo del camino. 
  • El trekking al Hibok Hibok: aunque no lo hicimos, es una excursión muy recomendada si estás en buena forma. El Hibok Hibok es un estratovolcán activo. 
  • Isla Mantigue: una diminuta isla frente a la costa de Camiguín donde pasar unas horas tomando el sol o haciendo snorkel. Las playas son de arena blanca y con la imponente Camiguín de fondo. Muy recomendable. 
  • Y muchos lugares más como la piscina Bura Soda, la antigua torre de vigilancia Moro o cualquier pequeña playa que encuentres en el camino.  

No olvides probar los lanzones, la fruta por excelencia de Camiguín, y a la que le dedican un festival anual.  

Cómo llegar a Camiguín: nosotros volamos desde Manila en un vuelo directo, pero no son frecuentes. Se suele hacer escala en Cebú. También hay barcos desde Bohol y desde la isla de Mindanao. 

Si quieres alejarte del turismo masificado de otras islas filipinas, Camiguín es tu opción. La isla nacida del fuego te espera.  

Islas sudeste asiático

Banándome en la isla de Mantigue con Camiguín a mis espaldas

Samosir (Indonesia)

Samosir es la mayor isla del mundo dentro de otra isla. Se encuentra dentro del lago Toba, que a su vez se ubica dentro de la inmensa isla de Sumatra, en Indonesia.  

Samosir tiene más o menos el tamaño de Menorca y en ella pasé seis semanas de pura tranquilidad y felicidad. Samosir siempre tendrá un pedacito de mi corazón, por la gente que conocí, por la paz que encontré, y porqué es uno de esos lugares alejados de los circuitos turísticos donde llegan muy pocos viajeros.  

Me alojé en un guesthouse regentado por una pareja que se convirtieron en amigos, Onik y Vito, y en el cual pagaba 1€ por noche. El alojamiento está en Tuktuk, uno de los pueblos de la isla, y mi habitación tenía buen internet, vistas al lago, y un warung (pequeño puesto de comida) a 100 metros, donde podía comer delicioso nasi goreng (arroz frito) y otros platos por muy poco dinero.  

Exploré la isla en moto en muchas ocasiones. También hubo días de no salir y simplemente escribir, de siestas en la hamaca, de dar un paseo frente al lago o charlar durante horas con Onik y Vito.  

Samosir es uno de los núcleos más importantes de la cultura Batak, uno de los pueblos indonesios. Los batak son cristianos y destacan por sus esculturas en piedra y madera, por sus tumbas talladas, y por sus casas de madera con un tejado muy pronunciado y que verás en toda la isla.  

La mejor manera de recorrer Samosir es en moto, a través de su carretera que rodea toda la isla, pero también puedes adentrarte en el interior por carreteras secundarias.  

El lago Toba envuelve por completo Samosir, pero hay varios puntos por los cuales puedes entrar o salir de la isla: en barco cruzando a Parapat o Tigaras, o bien por el puente Aek Tano Ponggol, en la parte oriental de la isla. Yo salí en varias ocasiones ya que iba a Pematang Siantar, una ciudad con muchos más servicios y en la que puedes hacer compras o gestiones. Para llegar a Samosir, lo más aconsejable es que vueles a Medan, en Sumatra, y de ahí tomes el transporte público hasta Samosir, que incluirá el cruce en barco.  

Samosir no es una isla en el mar, ni las aguas del lago Toba son turquesas. Pero es un lugar tranquilo, con una cultura muy interesante y donde podrás alejarte del caos de las grandes ciudades indonesias.  

islas sudeste asiático

El estrambótico tejado de las casas batak

isla Samosir

Estas fueron mis vistas durante 6 semanas de pura tranquilidad

Penang (Malasia)

Pulau Penang es una isla mucho más grande que las anteriores mencionadas y es uno de los lugares con la mejor gastronomía del Sudeste Asiático. He visitado esta isla de Malasia en dos ocasiones y volvería una y mil veces.  

Su capital, Georgetown, me fascinó y le dediqué un artículo por allá en 2014. Es Patrimonio de la Humanidad y es una ciudad vibrante, llena de vida, y con deliciosa comida callejera.  

Pero es que la isla de Penang tiene también playas increíbles como la de Batu Ferringhi, un Parque Nacional, templos, mezquitas, y mucha diversidad cultural, gastronómica y arquitectónica. Y es que ya se sabe que estar en Malasia es como estar en distintos países a la vez.  

georgetown Malasia

Si te encantan los murales en las paredes, te gustará Georgetown

Algunos lugares destacados en la isla de Penang son: 

  • Georgetown: la capital de la isla y una de las ciudades más interesantes del Sudeste Asiático. En Georgetown hay millones de cosas por ver y hacer, pero sobre todo debes explorar todo el arte urbano de sus calles, visitar los embarcaderos del Clan Jetties, el Fort Cornwallis y comer en cualquiera de los cientos de restaurantes que ofrece la ciudad.  
  • Tomar el funicular hasta Penang Hill y disfrutar de las vistas desde una altura de más de 800 metros. Es impresionante y hay varios restaurantes, templos y tiendas donde pasar un buen rato.  
  • Templo Kek Lok Si: el templo budista más grande Malasia y donde puedes pasar horas. Me encantó. 
  • Parque Nacional Penang: situado en el noroeste de la isla, este rincón de naturaleza protegido esconde senderos por la selva, playas solitarias y unos atardeceres de película.

Cómo llegar a Pulau Penang: aunque se trata de una isla, puedes llegar a Penang por tierra, mar y aire. La manera más rápida es volando a la isla, y es que tiene un aeropuerto internacional. 

Pero Penang también está unida al continente por dos puentes. A través de ellos puedes acceder en autobús o coche. Y finalmente, hay ferris desde la ciudad de Butterworth, donde también puedes embarcar tu vehículo.  

En definitiva, Pulau Penang es una visita imprescindible en Malasia. No olvides incluirla en tu ruta. 

kek lok si penang

El increíble templo Kek Lok Si

Koh Rong (Camboya)

Camboya no suele venir en mente cuando pensamos en las islas del Sudeste Asiático, pero la realidad es que tiene unas cuantas, y bastante paradisíacas.  

Koh Rong es una de ellas, y espero que el desarrollo turístico no estropee uno de los mejores tesoros de la costa camboyana, aunque me consta que desde que la visité, ha cambiado y se ha desarrollado más. 

En realidad, Koh Rong son dos islas, una más grande al norte y otra más pequeñita al sur de esta, Koh Rong Sanloem. Ambas están frente a Sihanoukville, una localidad muy turística y desde la cual se toman los barcos para llegar a Koh Rong. El trayecto dura 1 hora.

Yo visité la isla norte y me alojé en la zona de Ko Tuich. En su momento me pareció una isla bastante virgen, poco desarrollada y donde realmente se respiraba el ambiente que todos tenemos en mente cuando pensamos en una isla paradisíaca. Al parecer, la isla norte se ha desarrollado mucho más en los últimos años, pero la isla sur (Sanloem) sigue siendo muy tranquila. 

En Koh Rong estuve sola, absolutamente sola, en la Long Set Beach, una playa espectacular y con arena blanca, aguas turquesas y estrellas de mar. No podía creerlo. Un búfalo salió de entre los arbustos de la selva y se metió al mar a pocos metros de mí. Por segundos tuve miedo, pero después se convirtió en una de las situaciones más inolvidables que recuerdo.  

islas sudeste asiatico

Sola en Long Set Beach, un lujo.

Koh Rong es también un buen lugar para practicar buceo. Realicé dos inmersiones y quedé muy satisfecha con la experiencia.  

Esta isla es muy diminuta y no esperes grandes hoteles ni resorts. De hecho, los alojamientos son bastante sencillos y son tipo bungalow. No hay electricidad las 24 horas y hay cortes. Por la noche, a cierta hora, cortan la luz y es mágico contemplar sólo las estrellas. Eso sí, acuérdate de haber cargado tus dispositivos electrónicos, aunque seguramente el alojamiento donde estés tenga algún generador. Tampoco hay cajeros automáticos, así que trae suficiente dinero en efectivo. 

En conclusión, Koh Rong es una isla para ir a relajarse, disfrutar de la vida tranquila, de paseos en la playa y de olvidarte por unos días del mundo. Una isla a la que volver.  

koh rong camboya

Koh Lanta (Tailandia)

He estado dos veces en Koh Lanta y me parece una de las mejores islas del Sudeste Asiático y de Tailandia. ¿Por qué? Porque tiene el tamaño perfecto para que no sea demasiado grande e inabarcable, pero tampoco es diminuta como para llegar a aburrirte. Tiene un ambiente muy agradable, una mezcla de mochileros, parejas y familias, lo cual no he encontrado en otras islas.  

Es, además, fácil de recorrer en moto y hay infinidad de actividades para hacer. La isla es alargada y la mayoría de los alojamientos y restaurantes se encuentran en la parte oeste, mientras que en el sur está el Parque Nacional, con playas salvajes y acantilados, y en el este Lanta Old Town, o la ciudad antigua, con casas pintorescas, restaurantes, hoteles y el viejo muelle.  

En esta isla he dormido en los alojamientos con mejor calidad precio de Tailandia, y es que tanto un hostel en el que estuve, como un bungalow con piscina, han sido económicos, pero lugares muy cómodos y bonitos.  

iati seguro mochilero

Koh Lanta tiene una carretera que bordea toda la isla y también una carretera interior que conecta la ciudad vieja con la zona de los alojamientos de la parte oeste. En cualquier lado encontrarás playas para darte un chapuzón, monos en la carretera, alguna que otra mezquita, restaurantes y bares con vistas, y también algún que otro elefante atado. Lamentablemente, el uso de elefantes para paseos turísticos sigue ocurriendo en este país.  

Si te gustan los animales te recomiendo que visites la protectora de animales Lanta Animal Welfare, realizan una labor increíble rescatando gatos, perros y otros animales de las calles. Les visité en dos ocasiones, me enseñaron el centro y realicé unas horas de voluntariado. El primer día estuve a cargo de los gatitos bebé y el segundo día di un paseo con una perrita.  

lanta animal welfare

Gatitos de la protectora Lanta Animal Welfare

Si prefieres los animales marinos, hay varios centros de buceo en la isla. O si en cambio, además de comer, te gusta cocinar, hay lugares donde te enseñan como preparar los típicos platos tailandeses. Hice una clase de cocina tailandesa y todavía recuerdo el deleite y el sabor de los ingredientes.  

Para llegar a Koh Lanta por tierra, el autobús o furgoneta deberá cruzar en ferri, pero el cruce dura apenas unos minutos. También se puede llegar en barco desde otras islas como Koh Phi Phi.  

Espero visitar Koh Lanta una tercera vez, y las que surjan. Una isla que lo tiene todo. 

playa koh lanta

Una de las playas salvajes de Koh Lanta


Planifica tu viaje a alguna de las islas del Sudeste Asiático:

  • Busca tu vuelo barato aquí.
  • ¿Dónde vas a dormir? Encuentra tu alojamiento aquí.
  • No olvides tu seguro de viajes. Tienes un 5% de descuento aquí. 

iati grandes viajeros

Artículos relacionados

Comentarios

0 Comentarios

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *